martes, 23 de noviembre de 2010

NO A LA GUERRA

Esta entrada hay que ponerla en mayúsculas. Cuando en los chat's del facebook o del tuenti queremos llamar la atención del invitado a una conversación, lo hacemos así.

Estamos en el año 2010, todos lo sabemos. Casi una década del siglo XXI y aún estamos con líos de hace 50 años. Es así: un armisticio entre las dos Coreas (del Norte y del Sur) y gastando dinero en armamento porque no nos fiamos del vecino. Entre tanto: hambre y miseria).

Jesucristo nos dijo (lo hemos oído hace poco en la Liturgia del Domingo), que las guerras no se terminarían: tienen que ocurrir. ¡¡¡Qué bien nos conoce!!! Sin embargo, tenemos los medios para terminar con ellas. No hay que ser muy inteligentes para descubrir el mensaje que el Señor de la Historia nos envía...


Si podemos evitarlas, ¿Por qué no queremos evitarlas? El Hombre es el "animal" que tropieza dos veces en la misma piedra. Pero ¡¡¡PODEMOS EVITARLAS!!!: siempre hay esperanza...


No hay comentarios:

Publicar un comentario